ENCUENTRANOS EN REDDIT COMO COMUNIDAD. CLIC AQUÍ 

Daibutsu: el Gran Buda de Kamakura

El Daibutsu o Gran Buda de Kamakura es una escultura en bronce que tiene una altura de 13,35 metros y pesa unas 93 toneladas.
Share on reddit
Reddit
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram
Share on email
Email

Daibutsu: el Gran Buda de Kamakura

El Daibutsu o Gran Buda de Kamakura es una escultura en bronce que tiene una altura de 13,35 metros y pesa unas 93 toneladas.
Share on reddit
Reddit
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram
Share on email
Email

Representa al Buda Amida, el buda más importante de la secta de la Tierra Pura, la secta que levantó el templo de Kotoku-in, y la tradición budista establece que el Buda Amida posee infinitos méritos, fruto de sus innumerables buenas acciones realizadas en vidas pasadas.

Para que te hagas una idea de sus dimensiones, su oreja mide 1,90 metros de alto, y su cabeza mide unos 2,35 metros.

Se cree que la escultura del Gran Buda fue realizada durante el siglo XIII, probablemente en el año 1252, durante el período Kamakura, una etapa que marcó el inicio de la edad feudal de Japón, y que acogió hitos tan significativos como la llegada del budismo zen o el surgimiento de los samurai.

En un principio el Gran Buda de Kamakura se encontraba dentro de un edificio de madera, pero a finales del siglo XV, en 1495, un tsunami arrasó el edificio y la escultura se quedó desde entonces a la intemperie.

En 1923 un terremoto destruyó la base sobre la que se asentaba la inmensa mole de bronce, que tuvo que ser reformada en la década de los años 60 y fue sustituida por una plataforma móvil que pudiera resistir la fuerza de los seísmos.

El Daibutsu o Gran Buda de Kamakura es la segunda estatua de Buda sentado más grande de Japón, después del Gran Buda del templo Tōdai-ji, en Nara, aunque sí se trata del Buda más grande que se encuentra al aire libre.

La estructura de bronce que conforma la gigantesca escultura del Buda se encuentra hueca en su interior, y tiene dos ventanillas en su espalda para su ventilación, y los visitantes pueden acceder al interior previa donación de 20 yenes.

La contemplación de la figura del Gran Buda de Kamakura realmente sobrecoge. La perfección de sus rasgos, delicadamente fundidos sobre el bronce, y su actitud meditativa en la postura del loto, producen una sensación de paz y armonía que se acentúan con la belleza del entorno natural, rodeado de hermosos jardines con una densa vegetación.

Las manos del Gran Buda merecen una atención especial, ya que su posición y sus formas atraen desde un primer momento por su exquisita delicadeza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

OTRAS NOTICIAS